30 marzo 2010

Vivir rodeados de ondas

video
(Fuente: Odisseia)

Al tiempo que la tecnología inalámbrica no cesa en su crecimiento y avance, también lo hace el controvertido debate en torno a los posibles efectos perjudiciales que las ondas electromagnéticas pueden tener sobre nuestra salud.

La comunidad científica internacional está llamada a tomar parte de esta polémica y aportar respuestas sólidas. Este interesante documental profundiza en los métodos y motivaciones que mueven a las grandes empresas que trabajan en este campo, y aporta luz a los dudosos aspectos fuertemente vinculados con nuestros hábitos y costumbres cotidianas, como por ejemplo, el uso de teléfonos móviles.

29 marzo 2010

Quid pro quo para el WiFi en Eskola 2.0

(Fuente: Eskola 2.0, EHKEAP, Deia, Noticias de Álava, Wikipedia; imagen: Anabast)

Según la documentación de diciembre (2009) del Gobierno Vasco, no había ningún informe concluyente para definir el tipo de conectividad (WiFi o cable) en las aulas para los nuevos equipos que se están repartiendo en 5º de primaria. En dicha carta, describían las ventajas del WiFi... pero se olvidaban de los posibles riesgos.

Según comentamos en febrero, parece que el WiFi era obligatorio. El Parlamento Vasco aprueba un control de las radiaciones de los sistemas WiFi en las aulas. La Plataforma de Euskal Herria Contra la Contaminación Electromagnética (EHKEAP) advierte que los efectos de los sistemas WiFi son "acumulativos". El Departamento de Educación insiste en la inocuidad del WiFi en las Aulas.

Como no se va a llegar a ningún acuerdo, se plantea un quid pro quo (algo por algo):
  • Después de tomar la decisión de informatizar las aulas con la radiación delsistema WiFi dentro del paquete completo del Proyecto Eskola 2.0 y sin hacer ninguna consulta al sistema escolar vasco de educación, por fin una Circular del Departamento de Educación del 23 de marzo de 2010 reconoce la capacidad de decisión de los Consejos Escolares como Órganos de Máxima Representación (O.M.R.) de los Centros Educativos.
  • El Departamento de Educación ha resuelto por su cuenta la controversia científica existente sobre el carácter insano de las radiaciones, tomando partido por los intereses económicos en juego y dejando de lado el “Principio de Precaución” propuesto por el Parlamento Europeo en su resolución de 2 de Abril de 2009, Este Principio tiene aquí una fácil aplicación poniendo CABLE.
  • El principio de seguridad y flexibilidad organizativa que alude en la Circular presenta de forma latente la negación de una óptima disposición de aula con cableado que sólo tiene que perfeccionar las aulas ya existentes con cable y de las que la Consejera pasa de puntillas como si no fueran suyas.
  • Ante el burdo empeño del Departamento de Educación, incluso con mentiras, en demostrar a la Sociedad y a la Comunidad Educativa, la inocuidad de las densidades de potencia del wifi del Eskola 2.0, La Plataforma de Euskal Herria contra la Contaminación Electromagnética propone a todos los Consejos Escolares, (ORM de los centros educativos) la siguiente solución “quid pro quo”:
Aceptar el paquete completo de la propuesta informática del proyecto Eskola 2.0. con las siguientes garantías adicionales para el profesorado y alumnado implicado:
  1. Que el Departamento de Educación aporte un Certificado Médico Oficial dando fe de la INOCUIDAD de los Campos Electromagnéticos del WiFi de las aulas para Profesores, Profesoras, y alumnado.
  2. El Departamento de Educación tiene suscrita una Póliza de Seguros para cubrir la responsabilidad civil del profesorado en el ejercicio de sus funciones, y en general del Centro en relación a los alumnos/as.
    Exigimos un pronunciamiento de esa Compañía de Seguros respecto a estos nuevos riesgos emergentes en las aulas: los definidos por las potenciales consecuencias para la salud de los campos Electromagnéticos del WiFi en el programa Eskola 2.0. Sabemos que las Compañías de Seguros tienen posición especial al respecto.
  3. Esta es la tercera condición: Que el Departamento ponga al día la póliza que tiene suscrita, o contrate otra nueva con los riesgos potenciales del WiFi, todo ello en base a la controversia científica existente.
    Que el Departamento y las personas que afirman la inocuidad del wifi escolar, se hagan responsables de forma documental, ofreciendo el patrimonio de la entidad y, si es posible, el particular de esas personas sobre posibles daños futuros derivados del WiFi.
LA SEGURIDAD DE AUSENCIA DE RIESGO QUE PROCLAMAN, DEBE PERMITIR A LOS RESPONSABLES DE EDUCACIÓN FIRMAR ESOS DOCUMENTOS.

2010.ko martxoaren 29

EUSKAL HERRIKO KUTSADURA ELEKTROMAGNETIKOAREN

AURKAKO PLATAFORMA

25 marzo 2010

Los criptocromos y las radiaciones

(Fuente: A. Goldsworthy, Nature, Wikipedia, In these New Times, Hese-Project; imagen: Wikipedia)

Los criptocromos son pigmentos fotorreceptores que se encuentran al parecer en el núcleo de las células de las personas, animales, plantas y algunos microorganismos, con multitud de funciones. Éstos son esenciales en la orientación a través del campo magnético terrestre, en la reparación del ADN dañado, en los ritmos circadianos (el "reloj biológico") de plantas, animales y humanos, y en la regulación del sistema inmunológico.

Por lo visto, las funciones de estos pigmentos se ven seriamente afectadas por un amplio abanico de radiofrecuencias, entre ellas la de las antenas de telefonía móvil y otros sistemas inalámbricos. En la publicación de referencia Nature, el estudio de Ritz et al. (Nature Vol. 429, mayo 2004) ya informaba del descubrimiento de los efectos de las radiaciones de las radiofrecuencias sobre los criptocromos en la navegación de los animales.

Por tanto, no es nada extraño pensar que las emisiones de las antenas de telefonía móvil -entre otros emisores de radiaciones no ionizantes- pueden ser los causantesdel descenso de las población de pájaros o de abejas, que pueden perder su orientación o bien los fallos en su sistema inmunológico los hace más sensibles a los agentes patógenos a los que supuestamente son resistentes. Obviamente, hay otros agentes externos (pesticidas, otros agroquímicos, etc.), pero no se puede negar la influencia de las radiaciones de las radiofrecuencias.

Asimismo, también afecta a sus funciones del ritmo circadiano y a la regulación del sistema inmunológico. Esto es similar a lo comentado con la glándula pineal y la melatonina. La presencia de las radiaciones se percibe como una iluminación permanente, interrumpiendo el proceso nocturno del descanso, en donde el sistema inmunitario trabaja para reparar el esfuerzo realizado durante el día. De ahí que mucha gente que vive cerca de estaciones base de telefonía móvil (EBTM) se quejan de que se levantan cansados, que duermen mal, etc. Es por ello que hay que evitar que por las noches estemos expuestos a las radiaciones de las EBTM o bien de los puntos WiFi (se pueden desconectar).

Resumiendo, las radiaciones de los sistemas inalámbricos de comunicación afectan a los criptocromos. Esto produce alteraciones en los sistemas de orientación de los animales, afecta al sistema inmunológico, al "reloj biológico" e incluso a las plantas. Inocuo, al menos, no es. Curioso, cuando menos, que salgan a la luz los criptocromos para evitar que una operadora multiplique por cuatro la potencia de sus EBTM.

24 marzo 2010

Quema tu móvil!

(Fuente: Quema tu móvil!)

Curisosa web la de 'Quema tu móvil!'. Dicha web aborda la problemática del móvil desde puntos de vista diferentes: las posibilidades de vigilancia y de control que permite, las campañas de marketing dirigido orquestadas por las operadoras, los problemas de dependencia y de adicción que provoca, las técnicas agresivas publicitarias, el desgaste de la palabra "gratis" en sus ofertas, las denuncias a las operadoras por monopolio, las quejas de los consumidores, la saturación de móviles en el mercado, el móvil en los países pobres y emergentes, los riesgos para la salud,...

En definitiva, un enfoque que cuestiona la forma en la que el teléfono móvil participa de la construcción del modelo de sociedad actual, y pide un uso racionalizal del móvil (si es que no se ha quemado antes).


23 marzo 2010

Entrevista con Andrew Marino

(Fuente: Institute for Inquiry y Andrew A. Marino)

Rescatamos una interesante entrevista de 2007 al Catedrático e investigador en Biofísica Andrew Marino. Este investigador ya alertaba a comienzos del nuevo siglo que vivir cerca de estaciones base de telefonía móvil suponía un riesgo.

En dicha entrevista, Marino es bastante crítico con la situación actual de muchos científicos, que sólo utilizan la "ciencia" para adquirir ventajas sobre otras personas y hace así que un reducido grupo de personas ganen más dinero. Como ha sucedido con las empresas eléctricas, que han utilizado la "ciencia" contra los que vivían cerca de sus instalaciones. Al propio Marino le ha tocado como experto alertar en que no eran unas infraestructuras tan inocuas como pretendían "vender" las empresas.

Postura que sucede con cualquier aparato emisor de campos electromagnéticos (CEM), que están siendo apoyados por la industria de la telefonía móvil, los militares, las compañías de dispositivos inalámbricos, las eléctricas, etc. Siempre con el mismo guión:
  1. La exposición a CEM se asocia con cierto riesgo;
  2. los vendedores de dispositivos que producen CEM están interesados en la publicación de estudios científicos que los exonere de su contaminación de CEM; y
  3. la población expuesta a los CEM no se da cuenta de su exposición, apenas es consciente de ello, o se les asegura que todo es seguro, basándose en las anteriores representaciones engañosas de la ciencia.
Por otra parte, el Catedrático Marino se pregunta por qué nadie estudia las causas del cáncer: se da por sentado que el tabaco, los genes y el sobrepeso. Pero no se estudian posibles causas, mecanismos o medicinas para evitarlo: les interesa que haya gente que necesite un tratamiento para su cáncer, que generará un importante flujo económico a las empresas sanitarias, farmaceúticas,... y ¡para pagar sus siguientes investigaciones!

Según Marino, la historia de la ciencia de los CEM ha estado dominada principalmente por físicos e ingenieros, y han aplicado un modelo equivocado. La razón por la que los CEM se han convertido en una controversia es que, los resultados inconsistentes de un experimento a otro fueron interpretados, utilizando el modelo de la física, como contradictorios. Sin embargo, la contradicción en biología es una prueba. La certeza en la biología es imposible.

Finalmente, indicar que Andrew A. Marino Ahora tiene documentos que demuestran, más allá de toda duda razonable, que los campos electromagnéticos afectan el cuerpo humano. Y que la capacidad del cuerpo para detectar la exposición a los CEM es prácticamente del 100%.

22 marzo 2010

El ejemplo de la Talidomida

(Fuente: Wikipedia, El País, VLex, NLM, MedTempus, Thalidomide Society, AVITE; imagen: Badoc)

Resulta que, tras más de 50 años, ahora se reconoce a las víctimas de la Talidomida. Dicho fármaco se recetó entre 1958 y 1963 -año en que se retiró del mercado- para evitar las naúseas, la ansiedad, el insomnio y los vómitos matutinos de las embarazadas.

Sin embargo, nadie había contado a las madres los posibles efectos secundarios, y graves, que podía tener dicho "medicamento". La farmaceútica alemana Chemie Gruenenthal se encargó desde 1954 de desarrollar y comercializar la Talidomida, una sustancia que había sintetizado un año antes la empresa farmaceútica suiza Ciba.

En las pruebas de evaluación del fármaco no se encontraron efectos secundarios: luego se demostró que los experimentos se realizaron de forma incorrecta y hasta se falsearon los resultados. Basándose en estas "pruebas", las autoridades sanitarias aprobaron la talidomida para los humanos: según los informes todo era normal. Pero ya habían empezado a nacer niños con malformaciones en las extremidades (focomelia). El Dr. australiano William McBride (cayó en 1993 en desgracia y fue readmitido en 1999), se dió cuenta de lo que estaba sucediendo, pero sufrió el looby de la industria farmaceútica, que consiguió retrasar la publicación de sus descubrimientos. Justificaron la aparición de tantos niños con malformaciones con explicaciones medioambientales, infecciones, Rayos X, sustancias tóxicas, etc. Eran otras causas, pero la Talidomida, no: ésta era "segura".

El 16 de noviembre de 1961, el Dr. W. Lenz comienza a alertar a la farmaceútica, a las autoridades sanitarias y a expertos, que la culpable de todas esas malformaciones era la talidomida: había que retirarla del mercado. Se calcula que dicho medicamento afectó a más de 20.000 bebés de entonces. Posteriormente, muchos países comenzaron a promulgar leyes de control a los medicamentos para evitar que se repitiese una nueva Talidomida.

En EEUU se libraron de dicho medicamento gracias a la Dra. Frances Oldham Kelsey, recién llegada un mes antes a la agencia norteamericana del medicamento (Food and Drug Administration, FDA), quien rechazó hasta en seis ocasiones las solicitudes de comercialización, por parte del laboratorio Richardson-Merrell, de la Talidomida. Kelsey argumentó falta de una explicación científicamente razonable de las propiedades bioquímicas de la Talidomida y de sus efectos en el cuerpo humano.

Hoy en día, la Talidomida es el paradigma del acto farmacéutico más despreciable. Y el Gobierno parece que indemnizará a los afectados por dicho medicamento, según ha anunciado hoy la Asociación de Víctimas de la Talidomida (Avite).

Otro caso más para añadir a lecciones que deberíamos aprender del pasado: la talidomida, junto con el amianto o el tabaco. A pesar de seguir viviendo las malas prácticas de antaño por parte de los poderes públicos y privados, no nos cansaremos de alertar de que hay que reducir los niveles de radiaciones de campos electromagnéticos y aplicar el principio de precaución, principalmente con los móviles y las estaciones base de telefonía móvil (EBTM). Pero debe ser que el ser humano es el única que tropieza varias veces con la misma piedra...

17 marzo 2010

Otros campos electromagnéticos con riesgo

(Fuente: ASANACEM, El País, AEIH; imagen: Sixty4)

Cuando hablamos de emisores de campos electromagnéticos (CEM) enseguida nos vienen a la cabeza las antenas de telefonía móvil, o los sistemas WiFi. También lo son las antenas de radio y de televisión. Generalmente, nos solemos olvidar de las torres de electricidad o los centros de transformación eléctrica.

En septiembre del año pasado, el Dr. Samuel Milham ya trabajaba sobre la hipótesis de que la electricidad es la responsable de la mayoría de las llamadas "enfermedades del progreso". Nos vienen a la mente los casos del fallecimiento del niño Jairo, el de la niña que se le caía el pelo (abandonaron la casa con una línea de alta tensión a escasos metros, y renació), el caso de Iberdrola (condenada judicialmente a comprar la casa bajo la cual habían instalado un transformador), la multa en Francia de 400.000 Euros a la compañía eléctrica RTE (por existir un vínculo entre los efectos de las radiaciones electromagnéticas producidas por las líneas de alta tensión y los síntomas de enfermedades que los veterinarios dictaminaron a los animales que se encontraban en las inmediaciones de dichos tendidos)...

En una presentación de Scheneider Electric acerca de los "Campos Electromagnéticos y su influencia en las instalaciones Sanitarias", podemos ver como, en 10 años, han crecido un 250% los niveles medios de radiación en el ambiente. Vemos también como estos especialistas indican que sí pueden existir efectos negativos sobre las personas tanto en las emisiones de CEM de baja frecuencia (electricidad) como en los CEM de frecuencias altas (telefonía móvil).

16 marzo 2010

Antenas y declive de los gorriones

(Fuente e imagen: El País)

Según la noticia aparecida el pasado sábado, anualmente la población de gorriones comunes ha descendido en 400.000 ejemplares sólo en Madrid, Valencia y Castilla y León. En Barcelona cifran que en unos 20 años, la población de gorriones comunes puede quedarse en la mitad. En 2007 estimaron una población de gorriones comunes a nivel estatal de cerca de 163 millones de ejemplares.

En Europa, estas aves no corren mejor suerte: en Londres, esta especie (Passer domesticus) está a punto de pasar a ser especie en peligro de extinción, ya que desde 1970 ha perdido el 71% de su población.

Entre las principales causas de tal descenso, los expertos apuntan a la excesiva limpieza de las calles o la presencia de otras aves más agresivas (como las palomas). Sin embargo, además de otros factores ambientales, Juan Carlos del Moral, del Área de Estudio y Seguimiento de Aves de SEO/BirdLife, advierte que «los nidos de cualquier especie situados cerca de antenas de telefonía móvil dan unos índices escandalosamente bajos de productividad».

Esta afirmación está en la línea de lo que ya comentó en la Aniruddha Mukherjee, director del departamento de ciencias ambientales en la Universidad de Calcuta (India) hace casi dos años: «la población de pájaros como los gorriones y las palomas se ha visto afectada por las ondas electromagnéticas de las estaciones base de telefonía móvil». O la que realizó en el 2003 el Dr. Vijayan, Director del Salim Ali Centre for Ornithology and Natural History (SACON), «se han realizado varios estudios para encontrar si existía una relación entre el incremento de ondas electromagnéticas y el descenso en la población de gorriones. Una correlación positiva se ha encontrado entre ambos».

Todo ello sin olvidar los estudios realizados por el biólogo de fauna silvestre Alfonso Balmori, de Valladolid, España informa que: “La radiación electromagnética es una forma de contaminación ambiental que puede dañar la fauna silvestre. Las antenas de telefonía móvil ubicadas en las áreas donde viven, están irradiando continuamente a algunas especies que podrían sufrir efectos a largo plazo, como la disminución de sus defensas naturales, deterioro de su salud, problemas de reproducción y reducción de su territorio útil por deterioro del hábitat. Por lo tanto, la contaminación de microondas y radiofrecuencia constituye una causa potencial para la disminución de las poblaciones de animales y el deterioro de la salud de las plantas que viven cerca de las antenas de telefonía."

15 marzo 2010

75.319 antenas sin inspeccionar

(Fuente: Europa Press, Congreso, Terra; imagen: archivo)

Según el Gobierno, existen cerca de 150.000 estaciones base de telefonía móvil (EBTM) en todo el Estado, de las cuales más de la mitad están sin inspeccionar.

Como ya comentábamos el mes pasado, que nos diga el Gobierno a qué otra actividad industrial permite que pueda tener el 50% de sus instalaciones funcionando sin la obligatoria inspección superada. Y no estamos hablando de una cantidad pequeña: son 75.319 EBTM.

Los datos los ha facilitado el Gobierno en respuesta a la pregunta formulada por escrito por el diputado del BNG Francisco Jorquera. En dicha contestación, el Gobierno indica que no se plantea reducir los límites de exposición a radiaciones de campos electromagnéticos. Considera que «la exposición a campos electromagnéticos no ocasiona efectos adversos para la salud, dentro de los límites establecidos por la Recomendación del Consejo de la Unión Europea de 12 de julio de 1999».

Al Gobierno se le olvidan, al menos, tres cosas:
  • Las directrices de seguridad emitidas por la Comisión Internacional de Protección contra la Radiación No Ionizante (ICNIRP International Commission for Nonionising Radiation Protection) no garantizan la protección frente a los efectos no térmicos de dichas radiaciones ( Informe Hyland para el Parlamento Europeo 2001)
  • Desde 1999 la ciencia ha ido avanzando y demostrando cosas (por ejemplo, que dentro de esos límites establecidos legalmente como "seguros", se pueden producir daños en el ADN -publicación Science-)
  • La Resolución del Parlamento Europeo de 4 de septiembre de 2008, solicitó que se redujera la exposición de la población a dichas radiaciones no ionizantes, y que declaraba obsoletos e insuficientes los límites de exposición establecidos legalmente. Dicha resolución fue aprobada por el grupo político del Gobierno en Europa (aquí dicen otra cosa)
Lo único no científico, pero bastante clarificador con respecto a la telefonía móvil, son las declaraciones del Consejero Delegado de Telefónica Móviles, Javier Aguilera: "es un factor más por el que una persona se muere".

Si estamos en época de crisis, y quieren potenciar la recaudación de ingresos, bien podrían empezar por las operadoras, y sancionar económicamente a todas las que tienen instalaciones emitiendo sin las correspondientes licencias o inspecciones obligatorias.


11 marzo 2010

Ubicación de antena inadecuada

(Fuente: I. Elortegi; imágenes: Getxoberri, Antzoki sí pero así no, Bilbaoenconstrucción)

Las administraciones locales, esto es la extensión de municipios y su pelágica red de capacidades normativas, tienen una responsabilidad más que notable en materias que con frecuencia, para exonerarse de tal responsabilidad, prefieren atribuir a instancias superiores.

El caso que hoy nos ocupa es bien sintomático, relacionado con la salud electromagnética en el vizcaíno municipio de Getxo. El Consistorio municipal, tras años de estudio ha llevado a cabo un faraónico teatro junto al edificio de Telefónica que, desde hace décadas, alberga en su techo una enorme antena de telefonía móvil. La movilización vecinal contra la desproporción del mastodóntico Antzoki, ha devenido en varias ideas por parte de la vecindad incluyendo albergar la escuela de música, que iría en el Antzoki, en el edifcio aledaño de Telefónica, actualmente vacío. Esta anodina propuesta, que, como otras, están poniendo en jaque un plan municipal preconcebido, ha destapado la despreocupación del Consistorio en materia electromagnética.

Para neutralizar la reflexión vecinal, el concejal de urbanismo alega que, como Telefónica pide mantener el edificio y la antena en su tejado, la ubicación en su edificio de una Musika Eskola para 500 niños es “absolutamente inadecuada en un edifcio industrial, con una antena de telefónia móvil y dos centros de transformación”. Y pretendiendo desactivar un argumento, el concejal Arregi hace público y oficial que dicha antena resulta inadecuada para -hemos de deducir- los actuales vecinos que viven junto a ella, los vecinos que desarrollan en la céntrica plaza de San Nikolás vida social, y los 500 niños que estudiarán música justo a su lado, pues es en su inmediata unión donde se erigirá el gran Getxo Antzoki.

Lo más relevante ha sido oficializado: lo inadecuado de la antena de Telefónica. Ahora vienen las preguntas que devienen de ese peligro social oficialmente admitido. ¿Quién otorga licencias de antena de telefónia móvil en el municipio de Getxo? ¿Qué hace el Consistorio para paliar lo “inadecuado” de dicha antena? ¿Qué plan general al respecto de esta y otras estaciones tiene el Consistorio?

La preocupación persiste por la aparente desidia del departamento de urbanismo en afrontar un problema que el mismo concejal aduce instrumentalmente, para intentar contrarestar un argumento vecinal. Con esta calidad en la gestión municipal no es extraño que el caos se haya apoderado en el municipio de Getxo en la gestión de buen número de materias, entre ellas la contaminación electromagnética.

Queda claro, por el propio silencio administrativo, que el reconocimiento de un punto de peligro en la antena de Telefónica en la céntrica plaza municipal no implica al Ayuntamiento que, desde la alarmante declaración de su concejal en la nota de prensa, nada ha manifestado al respecto de la situación de esta y otras muchas antenas dispersadas por el municipio.

La obtusidad no exime de responsabilidades, y, tanto la ley del silencio consistorial, como el añadido del tabú del resto de partidos respecto a este muy serio tema, están manteniendo en punto muerto la reconocida insalubridad de la antena de telefonía – ¿conocida desde cuándo? – situada en la plaza San Nikolas. Mientras, los ciudadanos se organizan ante un caos organizativo de antenas a lo largo del municipio, que aunque sea por un desliz, sabemos repercute “inadecuadamente” en la salud de la población. Y este es, sin duda, un precedente significativo porque se derivan responsabilidades bien visibles. En realidad, nos jugamos, a tenor de las palabras del consejal, nuestra propia salud.


10 marzo 2010

Apagón analógico: nuevos cambios en el 2015

(Fuente: Público, Wikipedia; imagen: Satkurier)

Hoy comienza la fase final del apagón analógico de las televisiones, para dejar todo el terreno a la TDT. Así que los rezagados ya están comprando televisiones con sintonizador TDT incorporado o bien comprando el receptor de TDT aparte, con el fin de que la TV de siempre siga funcionando.

La pena es que todos los cambios en la antena de nuestros hogares sólo van a valer hasta 2015. Dentro de cinco años, los canales de TDT se cambiarán de frecuencia. El Gobierno deberá subastar de nuevo frecuencias que actualmente utilizan la TDT y operadoras de telefonía móvil (que heredaron de la antigua MoviLine), para ofrecer nuevos servicios de Internet a través de telefonía móvil: bandas de 800, 900 y 2.600 MHz.

Por ahora, la parte de las frecuencias de las televisiones analógicas que se van a apagar en breve, pasarán a repartirse entre las operadoras (hablado ya con el Gobierno en 2006)


09 marzo 2010

Nuevas apuestas por la fibra óptica

(Fuente: ADSL Zone, Diario de Navarra, CiberSociedad ; imagen: Paprikalab)

Pese a que en algunos municipios, como el nuestro, se haga más esfuerzo mediático en las conexiones inalámbricas WiFi que en las de fibra óptica, en otros lugares parece que saben por dónde está el futuro.

Si en febrero Galicia anunciaba 232 millones de Euros para mejorar la infraestructura y el despliegue de la fibra óptica, hoy ha anunciado Navarra una inversión de 20 millones de Euros, aprovechando las canalizaciones de vías y de autopistas, para llevar la fibra óptica a los principales polígonos industriales y a los centros tecnológicos, y después extenderla por toda la comunidad foral.

El consejero de Innovación, Empresa y Empleo de Navarra, José María Roig, ha incidido en que la fibra óptica es "el futuro" y "las comunicaciones son el esqueleto del desarrollo de una comunidad".

En esta misma línea, recomendamos la ponencia de Andreu Veá (Stanford University y Parque de Innovación Madrid), acerca de la fibra óptica como mejor sistema que el ADSL o sistemas inalámbricos para tener acceso a Internet en el hogar, con grandes posibilidades de seguir creciendo en prestaciones durante muchos años.


08 marzo 2010

¿Por qué no se protege a los trabajadores?



(Fuente e imagen: Youtube)

Ya lo comentamos el pasado mes de enero. En este vídeo se vuelve a poner en primera línea una problemática que afecta a multitud de trabajadores, que no saben que se exponen a radiaciones no ionizantes provenientes de edificios en donde están realizando trabajos o de los colindantes.

En la actualidad, los camuflajes de las antenas están tan bien hechos, que los trabajadores pueden estar, sin conocerlo, en una zona de exclusión, en donde no se puede asegurar la salud de las personas (indicado en el informe de la AETIC).

Existen carteles o medidas para evitar que entren amigos de lo ajeno a estas zonas. Pero, ¿qué pasa cuando trabajadores se ponen a reparar el tejado o a pintar zonas de la azotea en donde hay antenas camufladas?¿Se desconectan las antenas mientras se realizan estos trabajos en la zona de exclusión?¿Se tienen en cuenta a las antenas entre las medidas de seguridad, protección y prevención en el trabajo?

03 marzo 2010

Móviles con etiquetado alertando de los riesgos (EEUU)

(Fuente: Microwave News, Avaate, IEEE, Wikipedia, IOP; imagen: Asset Cache)

Nos llegan dos iniciativas recientes desde Estados Unidos, acerca de normativas que exigen a la industria de telefonía móvil etiquetar los teléfonos móviles con los valores de radiación que emiten (tasa de absorción específica o SAR). Aunque los niveles establecidos son cuestionados por científicos por ejemplo de Rusia, Japón, Bélgica o Australia, dado que los modelos matemáticos utilizados para realizar los cálculos no se ajustan luego a los datos obtenidos en la realidad (sobre todo en los niños), estas normativas significan un paso importante: las cajetillas de tabaco también comenzaron a etiquetarse para concienciar a la población de los riesgos para la salud.

En el año 2006, la parlamentaria Franziska Teuscher, presentó una iniciativa similar en el Parlamento Suizo, que finalmente no prosperó.

Desde la costa oeste, nos llegan la resolución oficial de la comisión de Medio Ambiente y la ordenanza relativa al etiquetado de la Tasa de Adsorción Específica (SAR) tanto en el estado de California, como en la ciudad de San Francisco -tema que ya comentamos el pasado mes de diciembre-.

Y desde la otra costa, esta vez la costa noreste, desde el estado de Maine, nos llega la propuesta de la legisladora Andrea Boland para la protección principalmente de los menores y la necesidad de un etiquetado en los móviles alertando de los posibles riesgos de contraer tumores cerebrales.

Algo se está moviendo en EEUU, sobre todo después del debate al más alto nivel en el Senado. Al menos, no parece que sea todo tan inocuo como nos quiere hacer creer la industria y sus adjuntos.


02 marzo 2010

Eskola 2.0: emisiones WiFi controladas

(Fuente: Euskadi Innova, Eskola 2.0, Wikipedia, Parlamento Vasco y Europeo, Ministerio de Educación; imagen: ONG de Euskadi)

El plan “Eskola 2.0” en Euskadi está repartiendo durante estos días cerca de 20.000 mini ordenadores portátiles -Netbooks- (más de 18.150 para el alumnado de 5º de Primaria) entre cerca de 950 centros de enseñanza públicos y concertados. Este plan está financiado a medias entre el Gobierno Central -el proyecto “Escuela 2.0”- y el Gobierno Autonómico.

El Parlamento Vasco, por su parte ha aprobado por unanimidad una resolución para pedir al Gobierno Vasco que mida los campos electromagnéticos en estas aulas Eskola 2.0, en donde se van a incorporar sistemas WiFi, para que los alumnos puedan tener conexión inalámbrica a Internet con los nuevos Netbooks.

Por nuestra parte, creemos necesario tratar de instalar conexiones por cable (más rápidas, seguras y estables), así como tener un planteamiento en el que prime el Principio de Precaución: en otras ciudades de Francia o el Reino Unido ya han tenido en cuenta el riesgo para los menores, y han decidido no instalar el WiFi y así evitar focos de nuevas emisiones de campos electromagnéticos (siguiendo la resolución del Parlamento Europeo de 4 de septiembre de 2008, en donde pide a los diferentes organismos públicos europeos reducir la exposición a la radiación electromagnética en sus edificios, sucursales y oficinas -punto 15-)


01 marzo 2010

Día sin móvil

(Fuente:Boicot, Martin Varsavsky, FACUA, Cope, TVE, New York Post, El País; imagen: iPhoniac)

En el año 2007 comenzó esta singular iniciativa acompañada del eslogan “El 1 de marzo movilízate contra las tarifas abusivas. Apaga tu móvil”. Aunque la idea no era nueva, la convocatoria nació el 28 de enero de dicho año de www.boicot.biz, a través de un grupo de usuarios de Internet que quería dar respuesta a las desproporcionadas subidas en las tarifas de la telefonía móvil.

El llamamiento, cobró una importante repercusión social, contando ya a mediados de febrero de 2007 con la adhesión de organizaciones de consumidores de ámbito nacional -entre ellas la UCE, la OCU, FACUA o ADICAE- y otras organizaciones como el sindicato UGT.

Hoy se ha celebrado el día sin móvil, pero la noticia más importante ha sido el anuncio de especialistas que indican que una de cada mil personas es adicta al móvil. ¿Se empiezan a reproducir los patrones del tabaco?.

¿Y los menores?. Ya alertábamos de que este segmento de la población era un sector muy apetecible para las operadoras. Y no nos equivocábamos, ya que ahora son los especialistas los que han visto un riesgo grave para esta población, que incluso han comenzado a dar asistencia gratuita a los menores adictos.

Además del grave problema que puede suponer la adicción, dependencia y ansiedad se une el riesgo sanitario de estar radiando a los menores, sobre su cerebro aún en formación: en Francia, por si acaso, ya lo han prohibido para menores de 11 años.

Los padres deberían saber los posibles riesgos a los que se enfrentan sus hijos e hijas antes de ofrecerles "gratuitamente" un móvil. Si no lo utilizan para emergencias o no hacen un uso muy moderado, un día pueden encontrarse como aquella familia en la que su hija de 13 años había enviado 14.528 SMS en un mes. La culpa, desde luego, no es de la menor...